El defensor del pueblo presentó proyecto de ordenanza que regula la actividad de los establecimientos para personas mayores - Defensoría de Pueblo de la Ciudad de Posadas
Menú Cerrar

El defensor del pueblo presentó proyecto de ordenanza que regula la actividad de los establecimientos para personas mayores

POSADAS. Tras la ausencia de una legislación local, hecho que quedó evidente en las intervenciones del Observatorio de las Personas Mayores impulsado por la Defensoría del Pueblo, esta semana fue presentado en el Concejo Deliberante un Proyecto de Ordenanza que regula los establecimientos de larga estadía (o geriátricos) de la ciudad de Posadas.

La iniciativa fue presentada por el defensor del pueblo, Alberto Penayo, en los términos establecidos en el artículo 22 de la Carta Orgánica Municipal y Ley Provincial XIX – Nº 41 de los Derechos de las Personas Mayores.

Según el trabajo del Observatorio, integrado por instituciones locales y provinciales competentes en temas vinculados a las personas mayores y coordinado por la Defensoría del Pueblo, tras varios años de intervenciones en distintos casos vinculados a estos establecimientos, los vacíos legales referentes a habilitación, control y sanciones son muchos, propiciando situaciones de vulneración de derechos para los adultos mayores.

Por esta razón, el defensor del pueblo, Alberto Penayo, impulsó una propuesta para el debate interparlamentario, entre concejales, diputados y miembros del Observatorio. Y esta semana, la presentación de un proyecto de Ordenanza para regular esta actividad comercial en la capital provincial.

Como objetivo general, la Ordenanza busca garantizar los derechos de las personas mayores alojadas en estos establecimientos, y normar aspectos como la responsabilidad compartida con la familia, del desarrollo personal del adulto mayor, promover el desarrollo cognitivo, afectivo, ético, estético y social; proteger y fomentar el buen estado de salud; brindar y fomentar buenos hábitos de alimentación e higiene; contribuir a satisfacer las necesidades de afecto, brindar un adecuado ambiente fisico, emocional, material y oportunidades para un buen desenvolvimiento individual y grupal; y brindar a las personas con discapacidad un espacio que les permita el pleno ejercicio de sus derechos, el desarrollo de sus posibilidades y su integración.

El proyecto fue girado para su estudio en la Comisión de Legislación.