Enfermedad de Alzheimer Epidemia Siglo XXI - Lic. Julia Norma Catalano - Defensoría de Pueblo de la Ciudad de Posadas
Menú Cerrar

Enfermedad de Alzheimer Epidemia Siglo XXI – Lic. Julia Norma Catalano

El  21  de Septiembre es  el día  que  se recuerda  a los enfermos de Alzheimer  en todo  el mundo.

En Misiones hacen 12 años que a través del Directorio del Instituto de Previsión Social, su Rama Pasiva y  Coordinación Gerontológica, Cámara  de Representantes  de Misiones, Fundación INECO  CENEURO (Centro  de Diagnostico  y  Tratamiento de Enfermedades Neurológicas) ESTAR BIEN, Servicios  de Salud, OSDE, Dirección de Gerontología MSP, Consejo Provincial del Adulto Mayor, Ministerio  de Deportes, Programa Televisivo Gente Grande Canal  12 Posadas, y Medios  de Difusión,  con el apoyo  del Gobierno Provincial, se vienen informando a través de disertaciones de calificados profesionales de la salud , charlas, caminatas, difusión  y ayuda   sobre esta enfermedad. Siendo Misiones una  de las primeras Pcias Argentinas  en contar con la Ley  de Alzheimer.

La enfermedad  de Alzheimer  es una enfermedad degenerativa  que lenta y  progresivamente destruye las células del cerebro. Es invalidante  y  aun no tiene cura ,pero   existen muchas  razones  para  ser optimistas ,porque  hay tratamientos  médicos , redes  de ayuda, tratamientos  no farmacológicos que permiten  que el sufriente   de Alzheimer, su familia  y cuidadores  lleven  una vida digna, y con esperanza. A pesar  de ser una enfermedad cerebral irreversible  cuyo curso natural  no se detiene ,es bueno saber  que al mismo tiempo  hay mucho por hacer para mejorar  la calidad  de vida  del sufrido  y  su familia.  El nombre  lo lleva  por Alois Alzheimer, un neurólogo Alemán, quien en 1907, describió por primera vez  los síntomas  así como las características neuropatologicas  de la enfermedad, tales como placas  y nódulos en el cerebro.

Para  comenzar a comprender esta enfermedad, debemos definirlas como una Demencia  a una afección adquirida del cerebro, que produce  una alteración  de las funciones intelectuales y o de la conducta  del sujeto, respecto a un estado  anterior conocido o estimado,  de suficiente importancia  como para interferir  ampliamente  con las actividades  del diario vivir, e independiente  de alteraciones  del estado de conciencia.

La enfermedad afecta la memoria  y el funcionamiento  mental, ej. Pensar y hablar, y puede llevar  a otros  problemas  como confusión, cambios  de humor, disturbios en el lenguaje, anormalidades visuoespaciales, perdidas  de habilidades cognitivas  como cálculos, resolución de problemas abstracción entre otras y desorientación en el tiempo y en el espacio. 

Al principio estos síntomas  son tan leves   que  no se detectan, no por la persona concernida  ni por  los familiares y amigos. Sin embargo al progresar la enfermedad, los síntomas  se vuelven cada día  más apreciables  y comienzan a  interferir en el trabajo rutinario y en las actividades sociales. Las  dificultades prácticas  con las tareas cotidianas  como vestirse, lavarse, ir al baño, dormir,  se convierten gradualmente, en alteraciones tan graves  que con el tiempo, la persona  se vuelve  totalmente dependiente de los demás. 

La enfermedad  de Alzheimer  no es  infecciosa ni contagiosa, pero causa un deterioro general  de la salud y no forma parte del envejecimiento normal. Ante la sospecha  de un deterioro insipiente en necesario  un plan de estudio pormenorizado  para lograr un diagnostico y tratamiento a tiempo.

La vivencia  de acompañar  a una persona sufriente de Demencia, es una experiencia  de alto contenido humano y de fuerte compromiso  con la vida.

El compartir o cuidar a una persona  con Alzheimer  se pone en juego: la compasión, el compartir, fortalecerse, trabajar la aceptación, ser responsables, amar y dar afecto, saber escuchar, no contradecirle, ni gritarle. Hablarle siempre  de frente, nunca  se acerque por detrás para evitar temor.Las indicaciones deben  ser claras, darle alguna  actividad recreativa. Controlar la ingesta  de líquido. Asegúrese que está bien alimentado. Acompañarle  y permitirle que realice acciones  que puede, no hacerlo por él. Es una fuerte experiencia  de vida en esta enfermedad llamada  de a dos.

Razones para el optimismo                                                              

  • Mayor divulgación  y Grupos  de interés.
  • Instituciones más especializadas. Servicio de neurología. Hospital Escuela del MSP.
  • Diagnósticos más precoces.
  • Grupos  de autoayuda en neuroestimulación.
  • Cuidadores domiciliarios.
  • Estimulación cognitiva: manualidades, creatividad, música, baile.
  • Fármacos para atemperar  los síntomas y retrasar la enfermedad.
  • Nuevo grupo de drogas modificadoras  de la enfermedad.
  • Nuevos biomarcadores  para detectar la enfermedad precozmente.
  • Congresos  y jornadas  para continuar  batallando  contra la enfermedad.
  • Medio ambiente seguro y protegido.  
  • Alimentación adecuada.

Lic. Julia Norma Catalano

Gerontóloga Comunitaria Institucional

Formación en Salud Mental Detección Deterioro Cognitivo en APS

Posgrado Seminario Universitario Internacional en Envejecimiento

Memoria, Lenguaje e Inteligencia. E.M. Hospital Italiano